Trabajo Fin de Grado, un paso final hacia el futuro laboral (INFORMATIVO)

Martes, 17 de mayo de 2016

En respuesta a la demanda del Espacio Europeo de Educación Superior, desde el 2010 la universidad española ha establecido los estudios de grado, los cuales se basan en un modelo de aprendizaje constructivista, promoviendo la participación activa de los estudiantes, la formación en competencias y el aprendizaje a lo largo de la vida profesional.

La elaboración del Trabajo Fin de Grado (TFG) marca el final de los estudios de grado, porque en el citado trabajo se reúne lo más importante del nuevo plan de estudios universitarios. En lo que respecta al TFG, en ocasiones no van a ser investigaciones ni proyectos de investigación, pero siempre se va a tratar de trabajos con una base científica. Así, existen trabajos con base científica que muestran el conocimiento sobre un determinado fenómeno o que aplican y no responden a lo definido como investigación porque no formulan preguntas/hipótesis, ni un métodos de evaluación o respuesta, ni resultados que cubran ese vacío de conocimientos, aunque si hayan utilizado los conocimientos procedentes de la investigación. Este tipo de trabajos son los más indicados para el TFG, ya que éste debe estar orientado a mostrar de forma íntegra los contenidos y competencias adquiridos mediante el título de Grado.

El TFG aumenta las competencias de los estudiantes, además de contribuir a visualizar y difundir el conocimiento científico, mejorar la capacidad de gestionar la información, potenciar el razonamiento crítico y aumentar la capacidad para resolver problemas.