Una enfermera salva la vida a dos víctimas de violencia machista

Lunes, 31 de julio de 2017

El pasado miércoles por la tarde tuvo lugar un nuevo caso de violencia machista. Los hechos ocurrieron en Tarvernes de la Valldigna, Valencia. Un hombre atacó con una escopeta a su exmujer y a la madre de esta. Les propinó dos tiros y después se suicidó. Gracias a la rápida intervención de una enfermera, ambas han podido sobrevivir al ataque.

Esta enfermera, residente en la misma localidad, acudió al piso donde se desarrolló el tiroteo, al oír varios disparos. Aunque los vecinos ya habían llamado a la policía y al Servicio de Urgencia SAMU, la profesional sanitaria fue la primera en atender a las dos heridas. La exmujer había recibido un tiro en el glúteo, por lo que no se temía por su vida (aunque sí necesitaba asistencia sanitaria). Sin embargo, el estado que más preocupaba era el de su madre, ya que el tiro le había dado en la ingle, afectándole a la arteria femoral.

La enfermera hizo todo lo posible para taponar la hemorragia, recibiendo el material que los vecinos podían aportar a la causa. En un momento dado tuvo que ponerse encima de la paciente para poder presionar la herida con su propio peso. Cualquier solución era buena con tal de ganar tiempo hasta que llegaran los servicios sanitarios de emergencias.

El Ayuntamiento de Tavernes sacó un comunicado de condena al acto de violencia machista sufrido en su localidad, y de agradecimiento a la enfermera voluntaria cuyo trabajo y labor fue vital para la supervivencia de las heridas.

enfermera, hemorragia, machista, Tavernes de Valldigna, Violencia

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*