“El esfuerzo formativo que supone la formación especializada no está siendo rentabilizado en los hospitales”

Viernes, 24 de junio de 2016

6 Matronas (1)¿Por qué no son matronas las que realizan estos cuidados que implican una práctica avanzada cuando por perfil profesional son las que han sido formadas para ello? Es una de las preguntas que se hace Noemí Obregón Gutiérrez, vocal de matronas del Col·legi Oficial d’Infermeres i Infermers de Barcelona. Una pregunta que es imposible no formular con los resultados obtenidos en el estudio “Análisis del grado de desarrollo de las competencias hospitalarias de las matronas de Barcelona”, del que ella ha sido autora. Halamos con ella sobre la situación que viven las matronas españolas en este sentido.

Pregunta-. ¿Por qué surge la idea de realizar este estudio y cómo se ha llevado a cabo?

Respuesta-. La idea de realizar este trabajo surge de la necesidad de promover una reflexión dentro de la profesión sobre la formación especializada y su grado de desarrollo profesional. Este trabajo se centra en las competencias de las matronas, pero dado el aumento de las especialidades enfermeras, pronto será una reflexión necesaria también para el resto de especialidades.

Centrándonos en las matronas, pensamos que la formación especializada nos proporciona un gran abanico competencial para el cuidado integral de la salud sexual y reproductiva. Por tanto somos las profesionales dentro de la Enfermería, más formadas y preparadas para la atención a la salud de la mujer en lo que refiere tanto a la obstetricia como a la ginecología. Pero además de esta capacitación formativa, disponemos de evidencia científica que respalda que los cuidados que son liderados por matronas (parto normal y puerperio) obtienen mejores resultados de salud tanto para las madres como para los recién nacidos. Estos mejores resultados incluyen también una mayor satisfacción de las usuarias, disponemos de estudios de satisfacción realizados sobre la atención al parto y al puerperio donde las valoraciones más altas se obtienen cuando los cuidados son realizados por especialistas.

Además de todo ello, contamos con el respaldo de las recomendaciones del Ministerio de Sanidad y de las Sociedades Científicas, que mediante las Guías de Práctica Basadas en la Evidencia, recomiendan que los cuidados de la mujer en el ámbito de la salud sexual y reproductiva sean realizados por especialistas. A pesar de estos factores a favor de la especialización de los cuidados de la mujer, la impresión generalizada dentro de nuestro colectivo es que en los hospitales las matronas estamos realizando menos cuidados de los que podríamos proporcionar.

Con el estudio hemos querido objetivar si esta sensación es correcta. Nuestro objetivo ha sido analizar el grado de desarrollo de las competencias de las matronas en los hospitales de Barcelona. Para ello, se diseñó un estudio descriptivo basado en una encuesta que se realizó a 80 profesionales sanitarios que incluían: Directoras de Enfermería, Directores del Servicio Médico de Obstetricia y Ginecología, Matronas y Obstetras, los cuales proporcionaron datos sobre las funciones que realizaban las matronas en 21 hospitales y también se valoraba la importancia que le dan los distintos profesionales encuestados a las competencias de las matronas en los diferentes ámbitos de actuación posibles.

P-. ¿Cuáles son los principales resultados del estudio que destacaría?

R-. Encontramos que hay una infrautilización de las matronas. El esfuerzo formativo que supone la formación especializada no está siendo rentabilizado en los hospitales, ya que el papel de la matrona se circunscribe mayoritariamente en la atención al parto, y una pequeña parte en el puerperio. Pero incluso dentro de estas actividades, el papel de la matrona no está consolidado como las guías clínicas y la evidencia abalan: citando a dichas guías “la matrona ha de ser la referente para la atención al parto normal” y “los cuidados del puerperio han de ser liderados por matronas”. Aunque en muchos centros se está trabajando en esta línea, aun no se ha llegado a un desarrollo pleno.

P-. ¿Cuáles son las áreas de trabajo de estas profesionales donde más matronas faltan?

R-. En primer lugar, destacaría la falta de matronas en la gestión de los procesos relacionados con la obstetricia y la ginecología. En mi opinión, una gestión de calidad implica el conocimiento experto, por tanto, la mejor gestión será la que se realice por un profesional especialista. Se necesitan matronas gestionando no solo las salas de partos sino también las plantas de Obstetricia y Ginecología. También encontramos que aparecen enfermeras generalistas haciendo de gestoras de casos para procesos relacionados con la ginecología, como el cáncer de mama, suelo pélvico o esterilidad… ¿por qué no son matronas las que realizan estos cuidados que implican una práctica avanzada cuando por perfil profesional son las que han sido formadas para ello?

P-. ¿Qué causas piensa que han provocado esta falta de especialistas en las áreas que les corresponden?

R-. Durante muchos años ha habido una carencia muy importante de matronas en nuestro sistema sanitario. Creo que esta situación ha llevado a priorizar la presencia de las matronas en las salas de partos y en la atención al parto. En la actualidad, aunque se siguen necesitando más matronas, la carencia no es tan severa por lo que sería el momento de reorganizar las competencias de las matronas dentro de los hospitales.

P-. ¿La situación es la misma en los hospitales públicos que en los privados?

R-. Según nuestro estudio los hospitales privados tienen más dificultades, por disponer todavía de muy pocas matronas.

P-. ¿En el tejado de quién diría que se encuentra la pelota que resuelva esta situación?

R-. Como decía al principio, disponemos de un marco legal y político-sanitario que respalda a la matrona como la profesional referente para el cuidado de la mujer tanto para la obstetricia como para la ginecología. Por tanto son las Direcciones Enfermeras las que, basándose en la evidencia disponible de que los cuidados realizados por especialistas obtienen mejores resultados, han de apostar para que estos cuidados sean liderados y realizados por matronas.

P-. ¿Esta infrautilización de las competencias de las matronas sucede solamente en Barcelona o es un problema a nivel nacional?

R-. La sensación de infrautilización de las especialistas es generalizada. Nuestro estudio solo se ha realizado en Barcelona pero hemos recibido invitaciones de otras CCAA para colaborar y ampliar el estudio al ámbito nacional y poder obtener así tener una imagen de la situación en todo el estado.

 

Barcelona, Barcelona, competencias, enfermería, especialidades, ginecología, matronas, obstetricia

2 Respuestas a ““El esfuerzo formativo que supone la formación especializada no está siendo rentabilizado en los hospitales””

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*