‘Enfermeras para el retorno’ es el nombre del nuevo proyecto creado por el Colegio de Málaga

Lunes, 21 de julio de 2014

A pesar de estar en plena época estival, la comunidad enfermera no cesa en su empeño por seguir trabajando de cara a mejorar las prestaciones que puedan ofrecer a los ciudadanos. Un claro ejemplo sería el Colegio de Enfermería de Málaga, el cual ha presentado un nuevo plan bajo el nombre de ‘Enfermeras para el retorno’ , un proyecto que tiene objetivo pretender hacer visibles y reivindicar el retorno de las más de 500 enfermeras que, en los últimos tres años, han solicitado la documentación para partir al extranjero en busca de una oportunidad laboral.

Juán Antonio Astorga, presidente del Colegio de Enfermería de Málaga, se muestra contento por la idea presentada, afirmando que gracias a esta nueva iniciativa, se han podido recoger diferentes testimonios de enfermeras que se encuentran trabajando en Inglaterra, Alemania o Francia, conociendo de primera mano la situación que viven, las dificultades y las demandas e inquietudes que tienen, etc.

«Lo que se quiere hacer con esto es conseguir ser un vínculo de unión con su país de origen, presionando a quienes corresponda para dar una respuesta a esta situación de crisis estructural de este colectivo, ya que las enfermeras son necesarias aquí, dada la baja ratio enfermera/población», comenta Astorga.

Y es que la situación no es nueva, pusto que el Colegio de Málaga ha venido denunciando el ‘olvido’ de estas profesionales a la hora de volver a casa por cuestiones laborales. Para aliviar el problema, se ha creado una dirección de correo electrónico (enfermerasparaelretorno@colegioenfermeriamalaga.com) que recoge las reivindicaciones de esta parte del colectivo y defenderlas en su nombre para que el retorno se produzca cuanto antes.

Emigración, experiencia y fracaso

El hecho de salir al extranjero a buscar nuevas y mejores oportunidades no significa que vaya a mejorar a corto plazo el desarrollo profesional. En ocasiones conlleva un periodo de tiempo mas largo del que se esperaba en un principio, al igual que los gastos de manutención y alojamiento. En estos momentos, la paciencia juega un papel fundamental.

«La emigración de talento supone un fracaso y una pérdida intangible que se traduce en un menoscabo de los recursos públicos, dado que la financiación está próxima al 80% en la formación universitaria», indica Astorga.

La mayoría son jóvenes que sólo conseguían contratos temporales y un salario igual o por debajo del que obtenían en su país de origen.Todos coinciden en que los inicios son complicados…la lejanía de sus seres queridos, el idioma o las condiciones de trabajo, se presentan como los principales hándicaps a la hora de conseguir un trabajo.

colegio, Emigración, Enfermeras para el retorno, Málaga, Málaga

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*