La Conferencia de Astaná de Atención Primaria se marca el objetivo de la cobertura sanitaria universal

Martes, 30 de octubre de 2018

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y Unicef han celebrado en Astaná, capital de Kazajistán, en colaboración con el Gobierno del país, una conferencia internacional sobre Atención Primaria. Este evento reunió a ministros de Sanidad, Economía y Educación, profesionales sanitarios y, entre otros agentes, activistas, para lograr un compromiso de fortalecimiento de la atención para conseguir la cobertura sanitaria universal.

© OMS

Para ello, de acuerdo con lo expuesto por la OMS en un comunicado, los miembros firmantes de la denominada Declaración de Astaná acordaron poner en marcha acciones en diversos ámbitos, como el apoyo político en la promoción y la protección de la salud, el fomento de una Atención Primaria sostenible, con inversiones y mejores infraestructuras, y priorizando la prevención de enfermedades, el refuerzo de la implicación de la sociedad en el desarrollo de políticas de salud, y el establecimiento de un marco común para todas las partes interesadas.

Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud, quiso poner de manifiesto, señalan desde el propio organismo, durante la celebración de esta conferencia, que tuvo lugar los pasados 25 y 26 de octubre en el país asiático, que es responsabilidad de todos los participantes que se garantice la aplicación de los compromisos adquiridos durante la reunión, para que todo el mundo tenga acceso a la salud, en este caso, a la Atención Primaria.

En este sentido, apuntan en la citada nota informativa, los avances producidos en este ámbito desde la rúbrica de la Declaración de Alma-Ata, en 1978, en la que se establecieron los cauces a este respecto, han sido dispares, ya que cerca del 50% de la población global no tiene la posibilidad de recibir servicios básicos, como la atención materna e infantil, la salud mental o la atención a las enfermedades transmisibles.

Henrietta Fore, directora ejecutiva de Unicef, ha apuntado, por su parte, que, a pesar de que el mundo es más saludable ahora que en cualquier otro momento de la historia, alrededor de 6 millones de niños mueren cada año antes de cumplir los 5, principalmente por motivos que se pueden prevenir, y que la comunidad internacional tiene la capacidad de revertir esta situación, facilitando el acceso a la salud de aquellas personas que lo necesitan.

Noticias relacionadas

atención primaria, cobertura sanitaria universal, Declaración de Astaná, OMS

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*