El Infanta Leonor evalúa el impacto del confinamiento en la población infantil

Jueves, 1 de octubre de 2020

El Servicio de Pediatría del Hospital Infanta Leonor, ubicado en Madrid, está llevando a cabo una investigación sobre el impacto psicológico que ha tenido el confinamiento, a raíz de la pandemia de la COVID-19, en la población infantil, para detectar posibles alteraciones en el comportamiento que precisen apoyo clínico, informan desde el Gobierno de la Comunidad de Madrid en un comunicado.

El propósito de este estudio es incluir una muestra de un total de 10.000 niños, de entre seis meses y 14 años, para evaluar cómo acusaron, en la esfera emocional, el confinamiento durante el periodo en que estuvo vigente y tras su conclusión. Concretamente, se analizarán posibles situaciones de alteraciones del sueño, ansiedad y complicaciones funcionales, como dolor abdominal y de cabeza, según los grupos de edad fijados, a saber, de seis a 17 meses, de 18 meses a seis años y de siete a 14 años.

La iniciativa, denominada “EMOCIÓN: Estado emocional observado durante el confinamiento por COVID-19 en niños”, está promovido mediante la Fundación para la Investigación e Innovación Biomédica de los hospitales Infanta Leonor y Sureste, con el liderazgo del servicio de pediatría del primero, en colaboración con la Subdirección de Innovación y Tecnologías de la Información del centro.

El 80% de los pacientes participantes en la investigación, es decir, 8.000, se corresponde con una muestra al azar de la población infantil de referencia para el hospital, es decir, más de 50.000, que han sido contactados telemática y aleatoriamente mediante SMS a sus padres o tutores. El 20% restante es hijo de los profesionales del centro, incluyendo el Virgen de la Torre y los demás adscritos, a los que se ha invitado a colaborar.

Para participar, hubo de cumplimentarse una encuesta telemática, divida en tres etapas, la primera, en septiembre de 2020, y se llevará a cabo un seguimiento posterior a los dos y los cuatro meses. Una vez realizado, el servicio de pediatría entregará a los participantes una serie de recomendaciones para ayudar a sus hijos a abordar las posibles alteraciones emocionales detectadas y les facilitará un correo electrónico de contacto, para las dudas.

En este sentido, señalan desde el Hospital Infanta Leonor en la citada nota informativa, cuando los resultados de los cuestionarios apunten a la necesidad de efectuar una evolución más extensa o una estrategia de apoyo concreta en determinados niños, desde la unidad contactarán, mediante teléfono, con los padres o tutores para individualizar las intervenciones que mejor se amolden a cada situación.

Noticias relacionadas

Confinamiento, COVID-19, Hospital Infanta Leonor, niños

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*