España se sitúa a la cola de Europa en políticas de conciliación

Lunes, 17 de junio de 2019

España está calificada como uno de los países europeos que ofrece peores políticas de conciliación. Así lo ha reflejado el nuevo informe de Unicef “¿Son los países ricos más favorables a las familias?” donde analiza las políticas de conciliación en la OCDE y la Unión Europea. Según estos datos, Suecia, Noruega, Islandia, Estonia y Portugal son los países que más políticas de apoyo a la familia ofrecen.

Por el contrario, España ocupa el puesto número 14 y Suiza, Grecia, Chipre, Reino Unido e Irlanda ocupan los últimos puestos. El informe clasifica a los países teniendo en cuenta la duración del permiso parental con sueldo completo equivalente y los servicios de cuidado y la educación infantil para los niños de entre 0 y 6 años. España obtuvo una puntuación de 15, lo que la sitúa casi 9 puntos por debajo de Suecia y casi 14 puntos más que Suiza, que se sitúa en el último lugar.

“Necesitamos que los gobiernos ayuden a proporcionar a los padres el apoyo que necesitan para crear un entorno propicio para sus hijos pequeños. Y necesitamos el apoyo y la influencia del sector privado para que esto suceda”. Explicó la directora ejecutiva de Unicef, Henrietta Fore. La institución promueve un mínimo de seis meses de permiso parental remunerado y el acceso universal a servicios de cuidado y educación asequibles y de calidad desde el nacimiento hasta el ingreso de los niños en la escuela; además, la organización colabora con los gobiernos, la sociedad civil, el mundo académico y el sector privado -que desempeña un papel importante influyendo en las políticas- para fomentar una mayor inversión en las familias.

Al examinar más detalladamente los permisos de paternidad y maternidad con sueldo completo equivalente en 41 países, la publicación refleja que solo la mitad de los países ofrecen al menos seis meses de permiso con sueldo completo para las madres.  Entre las recomendaciones para mejorar la conciliación, está proporcionar a los progenitores un permiso parental remunerado de al menos seis meses; permitir que todos los niños tengan acceso a centros de educación infantil de alta calidad, apropiados para su edad, asequibles y accesibles, independientemente de las circunstancias familiares; y garantizar que no se produce una brecha entre el final del permiso parental y el inicio del cuidado en una escuela infantil asequible, de modo que los niños puedan seguir su desarrollo sin interrupciones.

Además, sugiere que se asegure que las madres puedan amamantar a sus hijos antes y después de regresar al trabajo, concediéndoles un permiso lo suficientemente amplio y remunerado, pausas en el trabajo y lugares seguros y apropiados para amamantarlos y extraer leche materna; y recopilar más y mejores datos sobre todos los aspectos de las políticas favorables a la familia, a fin de poder supervisar los programas y las políticas y comparar los datos entre los países.

Aunque unos países ocupan un mejor puesto en el ranking, el informe concluye que incluso en los países de rentas más altas las políticas de conciliación no han llegado a contemplar soluciones integrales para las familias. Por ello, apuesta por el reparto de cuidado igualando los permisos de paternidad a los de maternidad y aumentando los permisos de lactancia a 6 meses, así como por promover una mayor equidad en esas políticas a través de una mayor inversión en servicios públicos y una mayor accesibilidad y universalidad de la educación 0-3.

Noticias relacionadas

conciliación familiar, estudio, Europa, Políticas de conciliación, UNICEF

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*