«Jamás me hubiera planteado buscar trabajo en Alemania pero como dicen, ‘situaciones desesperadas requieren medidas desesperadas’»

Lunes, 22 de marzo de 2021

Adrián Expósito es enfermero en la Unidad de Oncología Hematología y trasplante de médula. Después de acabar la carrera hace 10 años, y con la crisis en pleno auge, tuvo que trabajar en un supermercado mientras echaba currículums por todos los hospitales y clínicas posibles. Después de muchos rechazos, decidió que si no le valoraban aquí igual sí lo hacían fuera, y así fue. Acabó mudándose a Erlagen (Alemania) donde, por fin, pudo trabajar de lo que tantos años había estado formándose.

Adrián Expósito

Pregunta: ¿Qué te llevó a querer dedicarte a la Enfermería? ¿Crees que es una profesión vocacional?

-Respuesta: La verdad que mi primera opción no era estudia Enfermería. Soy uno de muchos que quería optar a estudiar Medicina pero la nota de acceso no me llegaba. Aunque después de diferentes reuniones con mi tutora de bachillerato, me encaminó a estudiar Enfermería y por eso siempre le estaré agradecido, ahora si volviese a ese momento no tendría ninguna duda en elegir esta carrera frente a todas las otras.

Creo que en cierto modo sí tiene un aspecto vocacional, no es nada fácil afrontar cada día muchos de los retos a los que estamos expuestos, como por ejemplo, lo vivido con la Covid-19, creo que no todo el mundo estaría dispuesto a hacer los sacrificios que muchos hacemos como estar 24/7 los 365 días al pie del cañón dispuestos a ayudar a otras personas anteponiendo sus necesidades a las nuestras y perdiéndonos cenas, vacaciones o sucesos familiares. Aunque, como todo al final, más que vocación creo que es un entrenamiento mental diario y una necesidad de conocimiento y porque no decirlo, algo de altruismo e incluso a veces masoquismo, ya que incluso sabiendo que las condiciones tanto laborales como económicas no son las dignas ni las que nos merecemos, salimos cada día, nos ponemos ese uniforme y dejamos de pensar en todo lo anterior para centrarnos en una persona, el paciente.

-Pregunta: ¿Por qué decidiste salir de España para trabajar?

-Respuesta: Más que una decisión fue una obligación. Yo acabé la carrera en 2011 con la crisis en pleno auge, por lo que estuve trabajando en un supermercado durante un año y tirando currículum en todo hospital y clínica posible, obteniendo siempre la misma respuesta: “lamentablemente no has sido seleccionado por tu falta de experiencia. Hemos optado por una persona más cualificada para el puesto” (esto no lo decían, pero se leía entre comillas).

Después de estos momentos, decidí que, si aquí no me querían o no me valoraban, me tendría que ir y por supuesto, así hice.

-Pregunta: ¿Y por qué Erlangen? ¿Qué te llamó de la ciudad y el país?

-Respuesta: Mi primera opción era irme a un país de habla anglosajona, ya que aunque mi inglés no era para tirar cohetes, era el único idioma, a parte del español y catalán, que yo conocía. Pero en medio de diferentes entrevistas para Inglaterra e Irlanda, una compañera de trabajo me comentó que había conocido a un alemán en el Camino De Santiago y que ella, sin pensárselo dos veces, se mudaba a Alemania. Así que ella fue la que me dio la idea de buscar trabajo en este país, cosa que nunca antes hubiese pensado hacer, pero como dicen, situaciones desesperadas requieren medidas desesperadas, y así empecé a buscar trabajo en Alemania. No busqué una ciudad en concreto, por lo que creo que por alguna razón fue la ciudad quien me encontró a mí.

Adrián Expósito, enfermero en Erlagen
Adrián Expósito, enfermero en Erlagen

-Pregunta: ¿Tenías experiencia previa como enfermero?

-Respuesta: La única experiencia que yo tenía como enfermero eran las prácticas hechas durante la carrera, es decir, en esos momentos yo era un cachorrillo indefenso de 21 años, prácticamente sin idea de nada y me iba a un país en el cuál no sabía como funcionaba el sistema sanitario y la única palabra que yo sabia en alemán era “Schwiegermutter” que significa suegra.

-Pregunta: ¿Cómo encontraste el trabajo? ¿En el momento de salir de España ya lo tenías o tuviste que buscarlo?

-Respuesta: Me fui con un contrato firmado a Alemania y fue con Universitätsklinikum Erlangen, ya que fue directamente el Hospital quien recorrió diferentes puntos de España para hacer las entrevistas y así reclutar enfermeros españoles y llevárselos a Alemania. Y por suerte o por alguna ayuda divina, mi entrevistador hablaba perfectamente español, por lo que aunque estaba súper nervioso, ese día en Madrid hice una de las mejores entrevistas de mi vida, la cual no olvidaré nunca ya que me abrió la puerta a todo lo que soy ahora.

-Pregunta: ¿Qué le aconsejarías a un enfermero que quiera salir a buscar trabajo al extranjero?

-Respuesta: Lo primero, que aprenda el idioma del país, ya que es muy duro irse a otro país sin entender a la gente y más en mi caso que llegué un 27 de Junio de 2012 y el 1 de Julio ya estaba trabajando por las mañanas a través de signos y señas y curso de alemán por las tardes.

Segundo, yo recomendaría a ser posible, conseguir el trabajo desde España, ya que siempre es más fácil emprender una aventura de estas sabiendo que cada mes vas a recibir tu paga. Hay diferentes empresas que pueden ayudarte a buscar trabajo en el extranjero y normalmente también te ayudan en la búsqueda de alojamiento y en todo el proceso de burocracia, una de las cosas más difíciles y pesadas al empezar. Siempre es buena idea buscar por ejemplo grupos en Facebook, de españoles en otros países, ya que en España quizás cada uno va a lo suyo, pero cuando emigramos, los españoles nos ayudamos, ya que al fin y al cabo todos pasamos por los mismos problemas.

Aunque si uno quiere irse, tarde o temprano, con o sin trabajo, lo hará y seguro que lo conseguirá. Y yo animo a todo el mundo a hacerlo, es una muy buena experiencia para crecer tanto profesional como personal.

-Pregunta: ¿En qué se diferencia el sistema sanitario de allí del de España?

-Respuesta: En España tenemos un sistema sanitario conocido como Beveridge dónde el estado se ocupa prácticamente de todo y esta sanidad pública se controla desde la administración y es el gobierno el que decide cómo se gestiona, por lo que a cada ciudadano se le asigna un médico y es al que nosotros vamos cuando estamos enfermos. En Alemania existe el sistema Bismarck y aunque ambos son sistemas públicos, en Alemania la sanidad se gestiona a partir de Krankenversicherungen o agencias de seguros de enfermedad, donde uno no tiene un médico asignado si no que cada ciudadano elige a que médico quiere ir según donde resida, según satisfacción con el profesional o según el problema sanitario que se tenga, ya que uno puede ir, si quiere, directamente al especialista sin tener que pasar por el centro de salud como conocemos en España. Cada persona puede elegir una aseguradora pública y esta es la que va a pagar los costes de cada tratamiento.

-Pregunta: ¿Recuerdas alguna anécdota en el hospital con algún paciente o compañero?

-Respuesta: Supongo que todo enfermero tiene alguna anécdota de algún paciente delirante o de algún suceso en el hospital y seguro que si me pongo a recordar podría acabar escribiendo un libro. Pero si pienso en anécdota la primera que me viene a la cabeza es de poco después de llegar a Erlangen cuando mi alemán aún era bastante pésimo y me pasaba el día usando el traductor de Google. Un día la hija de una paciente mayor me pregunto si en la planta hacíamos “Fusspflege” que viene a ser pedicura en español, cosa que yo no sabía, pues en ese momento fui a mi querido Google y me mostró la siguiente traducción: lavado de pies, en ese momento me levanté y le dije a la mujer que claro que a su madre la lavábamos de cabeza a pies por lo que claro que le haríamos el Fusspflege, para mí, lavado de pies. Claro, quién me iba a decir en ese momento que poco después me vería yo haciéndole la pedicura a una mujer de 85 años. Por esa razón es importante tener una base en cuanto al idioma ya que a veces la barrera idiomática, puede provocar anécdotas graciosas, aunque también puede ser peligrosa en alguna situación de estrés o crisis.

-Pregunta: ¿Cuáles son los requisitos para trabajar como enfermero en Erlangen?

-Respuesta: Hoy en día es necesario un mínimo de alemán, normalmente te piden un B2 para poder optar a un puesto en el hospital y para homologar tu título. En cuanto a documentación, bueno a los alemanes les encanta la burocracia así que prepárate para rellenar hojas y hojas, aunque en Erlangen al principio teníamos todos los papeles oficiales y a su vez una traducción en español, para poder saber que firmábamos. Una vez te inscribas a una oferta de trabajo lo cual puedes hacer de manera online, directamente desde su página web, sólo te faltará la homologación del título universitario un trámite más que puedes hacer tu directamente informándote por internet a través del portal de homologaciones, o que en muchos casos muchas empresas te ayudan en ese aspecto, además seguro que vayas donde vayas encontraras a algún compañero que ya ha pasado por lo mismo y que puede echarte un cable.

Adrián Expósito en el hospital donde trabaja
Adrián Expósito en el hospital donde trabaja

-Pregunta: ¿El ser español ha influido de alguna manera en tu trabajo?

-Respuesta: Pues sinceramente sí ha influido. Ha sido de manera positiva, ya que la mayor parte de alemanes, pasan sus vacaciones en España y les encanta hablar de ello, por lo que normalmente cuando saben que eres español se les ilumina la cara, ya que lo relacionan con momentos de felicidad con sus seres queridos en verano.

No voy a mentir, pero siempre hay el típico paciente un poco escéptico que prefiere ser tratado por personal del país pero de esos quedan pocos y normalmente cuando ven de los que eres capaz no vuelven a mencionar nada al respecto, y la verdad que el sistema sanitario de estos países, sin todos los extranjeros que trabajamos en él, se colapsaría e hundiría.

-Pregunta: ¿Cuáles son los puntos positivos y los negativos de vivir y trabajar allí?

-Respuesta: Los puntos positivos de trabajar en Erlangen y Alemania, en general, es la estabilidad que te proporciona el país tanto laboral como económicamente, además que uno no necesita siempre un máster o postgrado para acceder a una especialidad ya que en Alemania te forman desde el hospital, por lo que si uno decide trabajar en urgencias, seguro que tendrá la oportunidad de hacerlo y siempre con un contrato fijo, una vez superado el periodo de prueba que suele ser de unos 6 meses y por supuesto, un buen sueldo.

En cuanto a lo negativo, hay que decir que en Alemania normalmente la enfermera, sobretodo en planta, es a la vez auxiliar y celador, es decir en muchos sitios os tocará hacer los tres papeles a la vez ya que en Alemania la Enfermería no es una carrera universitaria por lo que quieras o no las enfermeras en muchos sitios tienen menos competencias que las que tenemos en España, también hay que decir que si te vas a una UCI, anestesia o quirófano, las funciones van a ser prácticamente las mismas.

-Pregunta: ¿Qué es lo que más echas de menos de España? ¿Te planteas volver?

-Respuesta: Creo que lo que más echo de menos aparte de mi familia y amigos (si no digo eso seguro que me echan del grupo de WhatsApp), es el clima, la gastronomía, y los horarios, eso de que todo cierre tan pronto y que a las 10 de la noche casi no haya una alma en la calle, al principio es bastante impactante, aunque al final uno se acostumbra a casi todo.

En cuanto a si me planteo volver, creo que desde el día en que llegué cada año he dicho en un momento u otro que vuelvo a España, pero uno va siempre con el miedo de perder esta estabilidad que te proporcionan otros países, en España lamentablemente las condiciones laborales como enfermero no son las más deseadas y ya no hablemos de cuanto ha aumentado en los últimos años el sueldo del profesional sanitario, prácticamente nada y en otros países quizás tampoco sea la profesión mejor pagada y claramente hay que cambiar muchas cosas en este sistema, pero incluso así, son mucho mejores que en España y por esa razón cada vez hay más profesionales sanitarios que pegan el salto a otros países dónde se van a sentir más valorados.

Noticias relacionadas

Alemania, enfermeros, Enfermeros por el mundo, Erlagen, Estudios, trabajo, Trabajo en el extranjero

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*