Salud Mental del Virgen Macarena extiende el programa de apoyo a los profesionales de atención directa a la COVID-19

Martes, 23 de marzo de 2021

La Unidad de Salud Mental del Hospital Virgen Macarena, ubicado en Sevilla, puso en marcha un programa de apoyo al profesional de atención directa a la COVID-19, que, en un primer momento, surgió como una iniciativa de ayuda entre sanitarios, a través de apoyo telefónico, al que se acogieron 20 profesionales, informan desde el propio centro en una nota de prensa.

Posteriormente, a raíz del repunte de casos de coronavirus a la conclusión del verano pasado, estos servicios crearon un gripo de trabajo de 13 profesionales, integrado por tres facultativos de psicología clínica, tres de psiquiatría y cuatro psicólogos internos residentes, así como tres médicos residentes de psiquiatría, que mediante una puesta en común grupal y reuniones telemáticas, analizaron y desarrollaron la ayuda que se estaba brindando. Con este programa se atendió a otros 14 profesionales. En la actualidad, son 42 los atendidos en la unidad, a la que se han incorporado recientemente seis enfermeras especialistas en salud mental y seis EIR de esta especialidad.

El equipo, tras llevar a cabo diversas valoraciones referentes al modelo de atención psicológica, promovió la creación de siete grupos de profesionales para mantener una primera entrevista, presencial, desde la que poner a su disposición tres posibles ofertas de seguimiento, como la psicoterapia grupal, consistente en uno o varios grupos de apoyo emocional, coordinada por dos psicólogos clínicos o psiquiatras; un programa de afrontamiento de la ansiedad y autocuidados, presencial, liderado por seis enfermeras especialistas y seis EIR de salud mental; y un seguimiento individual online.

En este sentido, en la actualidad se están realizando dichas entrevistas iniciales grupales, que han contado con una buena acogida y con asistencia de los profesionales, explican en el mencionado comunicado. En los próximos días se prevé la puesta en marcha del primer grupo en el programa de afrontamiento de la ansiedad y autocuidados, conformado por cuatro sesiones presenciales.

Los especialistas en salud mental, una vez llevadas a cabo las primeras reuniones grupales, han puesto de manifiesto “el enorme esfuerzo y la calidad del trabajo que vienen realizando los profesionales a los que atendemos, que no siempre ha sido reconocido. Emociones muy intensas de rabia, frustración, desamparo y tristeza, entre otras, han podido empezar a ser compartidas en estos espacios grupales iniciales”. Y destacan, por otra parte, recogen desde el Hospital Virgen Macarena, que este colectivo ha necesitado “para poder enfrentarse a vivencias tan dolorosas y estresantes durante estos meses, además de un EPI físico para protegerse de posibles contagios, otro EPI emocional, que tiene consecuencias en su salud y su calidad de vida”.

Noticias relacionadas

COVID-19, Hospital Virgen Macarena, salud mental

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*