Enfermero y policía: “Nunca sabes qué te vas a encontrar, debemos ayudar a la gente en todo lo que podamos, y entre ello está prestar primeros auxilios”

Viernes, 12 de junio de 2020

Tras completar sus estudios de Enfermería, Víctor Fernández Furones comenzó una nueva carrera de fondo: opositar para convertirse en policía. Año y medio más tarde, tras horas y horas de estudio y práctica, consiguió su plaza como policía municipal en Zamora. Sus conocimientos enfermeros le han ayudado en parte de su preparación como agente, ya que la formación sanitaria es imprescindible para desempeñar su nueva profesión y forma parte de su capacitación. Sobre ese giro laboral, sus experiencias como opositor y enfermero nos habla a continuación.

Víctor Fernández Furones es policía municipal en Zamora
Víctor Fernández Furones es policía municipal en Zamora

Pregunta. ¿Siempre quisiste estudiar y dedicarte a la Enfermería? ¿Qué te llevó a ello?

Respuesta. Como imagino que a muchos jóvenes les ha pasado, yo terminé bachillerato sin saber muy bien qué quería estudiar, tenía varias opciones, tirar por la rama de la salud, que fue el bachillerato que estudié, y en un segundo plano tenía la opción de estudiar para meterme al ejército, o alguna profesión relacionada con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. La decisión de decantarme por la Enfermería fue el hacer un grado universitario, ya que con 18 años me consideraba muy joven para estudiar una oposición sin tener estudios superiores, cosa de la cual no me arrepiento.

P. ¿Y la elección de ser policía? ¿Ambas son profesiones vocacionales?

R. Terminé la carrera de Enfermería en el año 2014, y por desgracia fue un año muy malo para poder trabajar, me apunté a todas las bolsas que había abiertas, entregué currículos en hospitales privados, en residencias de ancianos, centros de día… y únicamente logré trabajar dos meses en una residencia sustituyendo a una enfermera que estaba de vacaciones. Entonces tomé la decisión de seguir con la profesión enfermera y, además, meterme al ejército para poder ser teniente enfermero. Sin embargo, debido al escaso número de plazas que había, y otras decisiones de carácter personal, decidí tirar por la opción que todos los años me planteaba, opositar para policía. Con respecto a la vocación, en mi caso diría que lo de policía sí es vocacional, ya que tenía una espinita clavada de empezar a estudiar esa oposición.

P. ¿Es importante que un policía tenga conocimientos sanitarios como son los primeros auxilios? ¿Forman a los policías en algún tipo de atención sanitaria?

R. Importante no, es más que necesario, ya que sin ir más lejos en el mes de febrero de este año dos compañeros han tenido que realizar maniobras de reanimación a una persona en la calle. En nuestra profesión nunca sabes qué te vas a encontrar, debemos ayudar a la gente en todo lo que podamos, y entre esas cosas se encuentra prestar primeros auxilios si es preciso.

Con respecto a la formación, sí, nos forman en primeros auxilios, tanto en la academia, donde tenemos una asignatura sobre esta materia, como en nuestro destino, donde cada año Cruz Roja y otras asociaciones nos imparten cursos de reciclaje sobre RCP y otros cuidados.

P. Si tuvieras que elegir, ¿dejarías tu trabajo como policía para volver a la Enfermería?

R. Ahora mismo no, el trabajo como policía es un trabajo que me llena, tanto profesional como personalmente, en un futuro no descarto poder unir ambas profesiones e impartir conocimientos a mis compañeros si es necesario, pero actualmente no me planteo no trabajar como otra cosa que no sea como policía.

P. ¿Cómo te preparaste las oposiciones? ¿Fue duro?

R. En mi caso, yo estuve seis meses trabajando en el ejercito como expliqué antes y estudiando, luego una vez que se me acabó el contrato inicial, no lo renové, y me dediqué a estudiar únicamente. Me apunté a una academia en Salamanca donde iba tres veces por semanas y dedicaba una media de 6 horas todos los días, descansando sábados por la tarde y domingos, excepto cuando se aproximaba la oposición, que estudiaba todos los días.

Fue duro, sí, ya que había días que estaba más animado y días que menos, sin embargo, siempre hay que mantener una constancia, y fruto de eso, en un año y medio logré sacarme la plaza.

P. ¿Tuviste experiencia como enfermero? ¿Dónde? ¿A qué especialidad te hubiera gustado dedicarte como enfermero? ¿Por qué?

R. Únicamente trabajé un par de meses en una residencia de ancianos, en Corrales del Vino, haciendo una sustitución.

Con respecto a la especialidad, siempre me había llamado la atención la traumatología, estuve de prácticas en quirófano y elegí el quirófano de esa especialidad, y lo disfrute como un niño pequeño, aprendí muchísimo y a raíz de ahí, sentí curiosidad por esa rama, también y en relación con eso, si hubiese seguido por la opción de enfermería, seguramente habría hecho algo relacionado con el mundo del deporte y la Enfermería.

P. ¿Recuerda alguna anécdota de sus años como enfermero? ¿Y de policía?

R. Recuerdo una vez de prácticas con una paciente con un ingreso de larga duración, con la cual coges confianza y cariño y con su familia, que me puso un mote, “el picador”, ya que era una persona que tenía que guardar reposo en cama debido a un traumatismo, y había que pincharle un anticoagulante (heparina), y siempre se la ponía yo.

De policía tengo muchas, de gente que te da las gracias por haberla ayudado, hasta una señora que un día nos llevó unos bombones al cuartel, sin embargo, eso se debe al fruto de todos los compañeros, no al

Víctor Fernández Furones es también enfermero.
Víctor Fernández Furones estudió Enfermería.

P. ¿Alguna vez te ha tocado ejercer de enfermero estando de servicio como policía?

R. Sí, he tenido algún incidente sanitario de escasa relevancia, en el que, si llegamos los primeros, actuamos en función de lo que sabemos y medios que tenemos; sin embargo, casi siempre actuamos coordinados con los servicios de urgencias, y una vez que ellos llegan nosotros nos dedicamos a darles seguridad y apoyarlos en lo que necesiten. Sí es verdad que algún compañero que sabe que he estudiado Enfermería, si tiene alguna duda relacionada con el mundo de la salud, me pregunta, y si lo sé le ayudo, o me informo para poder darle una respuesta eficaz.

P. ¿Cuál ha sido el mejor y peor momento que ha pasado como enfermero?

R. Como enfermero recuerdo muchos momentos buenos cuando trabajé en la residencia: el cariño que te dan los ancianos cuando los escuchas y les ayudas, supongo que es una cosa común en esta profesión.

Con respecto al peor momento, al haber trabajado poco como enfermero, no tengo muchos, quizás algún periodo de práctica, cuando me tocaba en alguna unidad que no me llamaba mucho la atención; sin embargo, eso es una motivación extra para poder aprender más.

P. ¿Cómo te preparaste las oposiciones? ¿Qué consejo le darías a alguien que esté en esa situación ahora?

R. Estuve seis meses trabajando en el ejército y estudiando; después, una vez que se me acabó el contrato inicial, no lo renové, y me dediqué a estudiar únicamente, me apunté a una academia en Salamanca donde iba tres veces por semana y dedicaba una media de seis horas todos los días, descansando sábados por la tarde y domingos (excepto cuando se aproximaba la oposición que estudiaba todos los días). Fue duro, ya que había días que estaba más animado y días que menos; sin embargo, siempre hay que mantener una constancia, y fruto de eso, en un año y medio, logré sacarme la plaza.

Como consejo: constancia y actitud, una oposición es una carrera de fondo, en la cual tendrás días peores y mejores, conocerás gente que te ayudará y otra que intentará lo contrario, pero si mantienes una actitud positiva y una constancia, tarde o temprano se logra el objetivo.

P. Ahora que conseguiste tu sueño… ¿te queda algún reto o sueño por conseguir?

R. Ahora quiere tener un par de años de descanso, pensar en mi y disfrutar. Una vez que pasen esos años, tengo intención de estudiar inglés, ya que siempre me ha gustado y lo he tenido que hacer por obligación, y ahora lo haré por gusto, y quien sabe si, en un futuro, prepararme el ascenso.

Noticias relacionadas

enfermeros, oposición, policía municipal, trabajo, Zamora

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*