Tres matronas diseñan una mejora del sistema de sujeción de los transductores maternofetales

Miércoles, 4 de diciembre de 2019

Vanessa Sanz, Montse Gasparín y Mabel Yerno son las matronas, diplomadas en Enfermería por la Universitat Rovira i Virgili, en Tarragona, impulsoras de la empresa Treematernity, con la que han patentado una mejora del sistema de sujeción de los transductores maternofetales, como resultado de la primera de las innovaciones planteadas por las profesionales.

© Universitat Rovira i Virgili

Así, informan desde el centro universitario en una nota de prensa, este dispositivo, denominado Belty, se basa en cinturones de un solo uso para llevar a cabo la monitorización de las embarazas. Las investigaciones de testeo han revelado que una de las ventajas que presenta es que es más higiénico y facilita la labor de las matronas, ya que, al estar hechos de material fungible, no hay que lavarlos ni secarlos después de cada uso y no requieren un cuidado para volver a utilizarlos al finalizar la monitorización, así como que son más cómodos, más seguros y adecuados para los partos en el agua y que facilitan la movilidad de la mujer.

Belty ya ha sido sometido a procesos de estudio y validación, que están concluyendo, que reflejan que cuenta con una mejor adaptabilidad a las nuevas tecnologías existentes, es decir, ofrece una monitorización más precisa. De esta forma, estas matronas han querido poner de manifiesto, en la citada nota informativa, que la tendencia actual de los hospitales es fomentar el material de un solo uso, principalmente por cuestiones de higiene, además de por comodidad tanto para los profesionales como para las pacientes. En este sentido, este dispositivo está cortado previamente y va enrollado en un aparato dispensador, lo que hace más práctica su utilización.

Por el momento, existen 600 de estos cinturones para realizar el testeo, que se ha llevado a cabo con unas 300 mujeres de las Terres de l’Ebre durante los seis últimos meses. Por otra parte, se han probado también en los hospitales Sant Joan de Reus, Mataró, Igualada y en La Fe, de Valencia. Cuando concluya esta fase, lo que está previsto para finales de este año o principios del próximo, se conocerán los resultados de la validación y, en caso de disponer de los recursos necesarios, se podrán sacar al mercado.

Este es el primer producto desarrollado por Treematernity, que ha recibido el apoyo de la Universitat Rovira i Virgili para la obtención de la categoría de empresa emergente reconocida por la URV, apuntan desde el centro. El propósito de la compañía de estas matronas es continuar con el trabajo en nuevos proyectos de mejora de la calidad asistencial de las mujeres embarazadas, los bebés y los trabajadores hospitalarios.

Noticias relacionadas

Belty, matronas, Mujeres embarazadas, Transductores maternofetales, Treematernity, Universitat Rovira i Virgili

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*