Julián Vadell Martínez, el nuevo presidente español de ENSA

Miércoles, 16 de noviembre de 2016

grupo
Representantes del Congreso de ENSA en Madrid 2016

“Puedo decir que año tras año he ido aprendiendo y enamorándome de la profesión”. Son palabras de Julián Vadell Martínez, el nuevo presidente español de la Asociación Europea de Estudiantes de Enfermería (ENSA).

Pregunta. ¿Qué es la Asociación Europea de Estudiantes de Enfermería? ¿Cuáles son sus funciones?

Respuesta. La Asociación Europea de Estudiantes de Enfermería (ENSA) es una organización internacional que representa a todos los estudiantes del continente. Esta, aboga por la cooperación entre las diferentes asociaciones de estudiantes de enfermería nacionales o colegios de enfermería en Europa. Su propósito es aunar a todos los estudiantes representantes de ésta profesión alrededor del continente.

Su fundación data de 1970, en su momento con el nombre de European Nursing Student Group (ENSG), pero no fue hasta octubre de 2014 cuando se estableció legalmente en Bruselas.

ENSA quiere discutir acerca de las partes teóricas y prácticas de nuestra educación, buscar los puntos comunes y las diferencias, dar y recibir consejos y ayudar a otras personas a entender el mundo de la enfermería. Para la organización es una manera de estimular a los demás el hecho de intentar cambiar las situaciones adversas. El trabajo se realiza por los miembros y la Junta basándose en una base de voluntariado.

Los propósitos de ENSA son:

– Desarrollar el mejor estándar de educación para los estudiantes de enfermería europeos para que, de acuerdo con estos, el mayor número posible de estándares de enfermería y los servicios de salud para las personas sean promovidos y mantenidos, sin restricciones por raza, género, creencias, estatus social, orientación sexual, discapacidad mental o física o ideología política.

– Promover un mayor interés en los estudiantes de enfermería y fomentar los ideales profesionales entre ellos.

– Incentivar y fomentar el entendimiento entre los estudiantes de enfermería.

– Aconsejar, si es necesario, durante la creación y desarrollo de una asociación nacional de estudiantes de enfermería.

– Fomentar el trabajo solidario, nacional e internacionalmente trabajando de acuerdo con las reglas éticas del Consejo Internacional de Enfermería (CIE).

P. ¿Qué significa para ti este nombramiento de Presidente de la asociación? ¿Cómo llegaste a conseguirlo?

R. Convertirme en presidente es el cenit de todo mi camino asociativo. Es el quinto año que represento a estudiantes, y es el segundo que lo haré a nivel europeo. Pero también será el último. He sido muy afortunado pudiendo representar a tantos estudiantes a lo largo de mi grado (y ahora durante mi máster), pero también implica mucho trabajo. Y conviene dejar lugar a las nuevas generaciones de estudiantes, que vienen pisando fuerte y con nuevas inquietudes.

Sobre cómo llegué a conseguirlo, no lo sabría decir con exactitud. Supongo que a los representantes les gustó el trabajo que realicé el año anterior y que la organización del congreso (de la cual estaba al cargo) les satisfizo mucho. Pero para mí fue un momento mágico escuchar los resultados y ser elegido por unanimidad.

P. ¿Cuáles son las responsabilidades que a partir de ahora tienes que asumir?

R. Mi máxima responsabilidad es la coordinación de todo el proyecto y de todas las acciones que llevemos a cabo a lo largo de este año. Cada miembro del equipo directivo tiene sus tareas asignadas, pero quién debe estar atendiendo los problemas que puedan surgir soy yo.

Por otra parte, mi tarea básica es la de la representación en Bruselas (sitio de la Comisión y el Parlamento Europeo) y en cualquier país interesado en nosotros (es decir, donde los estudiantes en enfermería nos requieran), así como mantener la colaboración con otras organizaciones.

P. ¿Qué objetivos o metas quieres conseguir como Presidente de la Asociación Europea de Estudiantes de Enfermería?

R. Me gustaría creer que el equipo que dirijo y yo seremos capaces de llevar a cabo todo el proyecto que nos hemos propuesto para este año. Queremos desarrollar grupos de trabajo durante todo el año para las diferentes temáticas propuestas por los representantes en el último congreso, queremos mejorar nuestras comunicaciones y rediseñar nuestra página web, colaborar con la Federación Europea de Asociaciones de Enfermería (EFN) en el Parlamento y Comisión Europea, aconsejar a los estudiantes Belgas para desarrollar su federación de estudiantes, ayudar a los estudiantes del Reino Unido tras el Brexit, a los estudiantes franceses para que tengan el mismo derecho a becas que el resto de licencias…

P. ¿Por qué decidiste ser enfermero? ¿Qué implica para ti esta profesión?

R. La verdad es que empecé mis estudios de enfermería un poco por obligación. No era mi primera opción cuando hice la selectividad en 2012, pero al no disponer de recursos en casa para poder pagar los costes de salir fuera, escogí este grado por cercanía al mundo de la salud.

En cierta manera, puedo decir que año tras año he ido aprendiendo y enamorándome de la profesión y el hecho de desconocer prácticamente qué hacía un enfermero me ha permitido implicarme de una forma más activa durante los cuatro años del grado.

A día de hoy, esta profesión lo es todo para mí. No hay nada más bello que cuidar de una persona, y eso es algo que los profesionales de enfermería realizan cada día en los centros de salud, hospitales, centros de la tercera edad, escuelas, asociaciones… sin que se les reconozca muchas veces.

P. ¿Crees que la profesión de Enfermería ocupa el lugar que le corresponde dentro de las Ciencias de la Salud? ¿Cambiarías algo?

R. No lo ha ocupado, no lo ocupa y corre el riesgo de no ocuparlo. Nuestra profesión debe modernizarse y adaptarse a los cambios que se producen en Europa. Pero todo esto es muy complicado, si no trabajamos juntos y eso es algo que no sucede en nuestra profesión.

Si queremos reconocimiento social, optar a tener una voz mayor en los lugares donde se toman las decisiones o simplemente mejorar nuestras condiciones laborales como estudiantes, necesitamos estar unidos. El camino está lleno de dificultades, pero nada es imposible si se trabaja cada día en un trabajo como el de enfermero con la misma ilusión del primer día.

Asociación Europea de Estudiantes de Enfermería, enfermería, Enfermero, ENSA, Julián Vadell Martínez

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*