Enfermeros enseñan a actuar ante una parada cardiorrespiratoria

Martes, 2 de abril de 2013

Enfermeros del Colegio de Enfermería de Ciudad Real han participado en actividades de Educación Para la Salud, impartiendo docencia en los talleres de soporte vital básico (SVB) para alumnos de Enseñanza Secundaria Obligatoria (ESO).

Las enfermeras Mª Jesús Mohino Serrano y Pilar Rojas Gormaz, junto con el médico Antonio Ruiz Serrano, todos ellos sanitarios del Centro de Salud III de Ciudad Real, han impartido varios talleres de resucitación cardiopulmonar (RCP) básica dirigidos a alumnos de ESO de los colegios San José y Hermano Gárate de Ciudad Real. Tras la buena acogida de esta convocatoria, los profesionales no descartan repetir la experiencia en otros centros escolares.

Los expertos señalan que en el 80% de las ocasiones, una muerte súbita de origen cardíaco se produce en el propio domicilio, en muchas de ellas acompañadas por un familiar. En ciertas ocasiones los afectados pueden ser niños con edades comprendidas de 12 a 14 años y en un elevado porcentaje de casos nadie hace nada o no sabe qué es lo que hay que hacer.

Según la American Heart Association, para que se pueda elevar la supervivencia, es necesario que al menos el 20% de la población esté formada en técnicas de RCP básica. En opinión de la enfermera María Jesús Mohino, enfermera del centro de salud 1 de Ciudad Real y vocal de atención primaria del Colegio de Enfermería de Ciudad Real, impartir estos cursos en esta etapa de aprendizaje «les capacitará para al menos reconocer la inconsciencia, alertar a los servicios de emergencias y comenzar el masaje cardíaco y la ventilación».

“El objetivo de estos talleres es que nuestra población infantil, juvenil y adulta pueda actuar ante casos de muerte súbita, reconociendo la situación y alertando a los servicios de emergencias y comenzando el masaje cardiaco», explica María Jesús Mohino.

Desde hace ya muchos años, los enfermeros de los centros de salud de Ciudad Real y el propio Colegio de Enfermería de Ciudad Real han colaborado en el desarrollo de este tipo de talleres, «los cuales está demostrado que contribuyen a mejorar el sistema de salud, concienciando a la población de que ella también forma parte de él y que su participación activa servirá de forma directa para mejorar la salud de las personas y contribuir a crear entre todos un sistema sanitario mejor y sostenible», señala la enfermera María Jesús Mohino.

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*