“La prescripción enfermera racionaliza el gasto farmacéutico”

Martes, 19 de noviembre de 2013

por diariodicen.es

© Raquel García

Enfermeros y otros profesionales sanitarios del Área de Gestión Sanitaria Norte de Huelva, el dispositivo de la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales que atiende a la población residente en las comarcas de la Sierra, Cuenca Minera y parte del Andévalo, han obtenido el premio a la mejor comunicación oral presentada en el Congreso Nacional de la Asociación Española de Enfermería Urológica, celebrado recientemente en Córdoba.

El trabajo premiado demuestra la utilidad de la prescripción enfermera como práctica para favorecer la racionalización del gasto farmacéutico y la sostenibilidad del sistema sanitario, a la vez que se consigue una mejora en la calidad asistencial a los pacientes.

Los autores de esta investigación han sido la enfermera Esperanza Ramos, de la Unidad de Urología; el farmacéutico Juan Rodríguez; y el enfermero gestor de casos de la zona básica de salud de Minas de Riotinto, Sergio Domínguez. Estos profesionales han centrado su trabajo en la implantación de una estrategia específica para la prescripción, por parte del personal de enfermería de absorbentes de incontinencia urinaria y su contribución a disminuir el gasto sanitario.

“Los absorbentes de incontinencia urinaria son productos sanitarios de un solo uso, que se ajustan al cuerpo para a retener la orina en su interior con el fin de mantener la piel seca y sin humedad. Van destinados a personas con incontinencia urinaria leve, moderada o grave que presentan pérdidas urinarias, fecales o ambas”, han explicado los autores a través de este trabajo. Los absorbentes son un artículo que implicia una importante inversión presupuestaria: solo en Andalucía supone 40 millones de euros y cerca de 850.000 unidades dispensadas al año.

Prescripción de absorbentes individualizada para cada paciente

Desde 2009, las enfermeras del Servicio Andaluz de Salud cuentan con un Decreto aprobado por la Junta que les permite recetar medicamentos no sujetos a prescripción médica y productos sanitarios, como absorbentes, vendas, sondas, apósitos estériles o tiras reactivas, así como realizar el seguimiento de un tratamiento farmacológico indicado por un facultativo a un determinado paciente. Gracias a esta medida, enmarcada en la nueva Estrategia de Cuidados promovida por la Junta, estos profesionales han adquirido nuevas competencias que refuerzan la accesibilidad y calidad de la asistencia a la población.

Los autores del estudio decidieron elaborar una guía para la correcta prescripción de absorbentes por parte de los enfermeros que contribuyera a mejorar la calidad de vida de los pacientes, adaptándola de la forma más adecuada a cada persona y cuantificando en qué medida esta práctica contribuía a la sostenibilidad del sistema a través del uso eficiente de los recursos.

Las conclusiones han mostrado que la indicación de este producto basada en la valoración enfermera y en un buen diagnóstico diferencial de incontinencia lograba el primer objetivo y contribuía de forma considerable en la reducción del coste de la prestación.

Para obtener estos resultados, sus autores analizaron las prescripciones de absorbentes realizadas en los centros de salud de su zona de influencia en dos periodos distintos de tiempo: de noviembre de 2011 a mayo de 2012 y de noviembre de 2012 a mayo de 2013. El gasto total por la receta de este producto alcanzó en el segundo tramo a 469.286,04 euros, 32.780,51 menos que en el anterior, cuando todavía no se había puesto en marcha la estrategia. Calculando un año completo, el ahorro en la factura farmacéutica sería de 56.195,16 euros.

Noticias relacionadas

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*
*