Nueva guía sobre nutrición para prevenir problemas cardiovasculares

Lunes, 2 de diciembre de 2013

por diariodicen.es

La Asociación Americana del Corazón y el Colegio Americano de Cardiología han publicado una nueva guía de práctica clínica en la que recomiendan llevar una dieta saludable, con pocas grasas saturadas y trans y limitaciones de sodio, así como la práctica de actividad física entre tres y cuatro veces por semana para prevenir ataques al corazón, derrames cerebrales y otras enfermedades cardiovasculares.

El informe, publicado en la edición digital del Journal of the American College of Cardiology y Circulation, y en el periódico de la Asociación Americana del Corazón, se basa en una revisión sistemática de la evidencia que resume las claves de la nutrición y la actividad física para el tratamiento de la presión arterial y el colesterol en la sangre.

“Llevar una dieta saludable para el corazón no consiste en comer alimentos buenos y aislar los malos, sino que se trata de la dieta total”, señala Robert Eckel, copresidente del Comité de Redacción de la Guía y profesor de Medicina en la Facultad de Medicina de la Universidad de Colorado, en Estados Unidos.

Entre las recomendaciones para bajar el colesterol en la sangre y, en especial, el LDL o “colesterol malo”, las directrices recomiendan la limitación de grasas saturadas y grasas trans. Las primeras se encuentran principalmente en los alimentos derivados de los animales, como carnes y aves de corral con la piel, y los productos lácteos ricos en grasa, aceites tropicales, como el de coco y de palma, mientras las trans están en los productos hechos parcialmente con grasa hidrogenada, como muchos alimentos fritos y horneados preparados comercialmente.

Para disminuir la presión arterial, la guía destaca la importancia de la restricción de sodio, con un consumo inferior a 2.400 miligramos de sodio al día para quienes deban rebajar su presión arterial, siendo deseable que no supere los 1.500 miligramos diarios para disminuir todavía más la presión arterial.

En líneas generales, los expertos norteamericanos recomiendan en su obra una dieta saludable para el corazón que se centre en frutas, verduras y cereales enteros, incluya productos lácteos bajos en grasa, pollo, pescado y frutos secos, y limite el consumo de carne roja, dulces y bebidas azucaradas.

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*
*