Nuevo paso para la detección de la enfermedad de Alzheimer

Martes, 4 de junio de 2013

Según los resultados de un estudio publicados en «Journal of Alzheimer’s Disease», un grupo de investigadores españoles han avanzado en su objetivo de encontrar una prueba de sangre para diagnosticar la enfermedad de Alzheimer.

La enfermedad de Alzheimer es una enfermedad neurodegenerativa que afecta con mayor frecuencia a los ancianos y cuyo síntoma asociado es la pérdida progresiva de la memoria, lo que provoca una situación de dependencia progresiva en sus necesidades diarias.

Actualmente, existe una gran cantidad de investigación que apoya la teoría de que un grupo de péptidos llamados beta-amiloide, que se encuentran de forma natural en el cuerpo, es el principal causante de esta patología. Mediante un proceso que hasta el momento es desconocido para la Ciencia, se produce una acumulación de estos péptidos en el cerebro que durante años causa problemas de memoria y otros síntomas asociados con la enfermedad.

Manuel Sarasa, profesor y fundador de la compañía de investigación española Araclon Biotech, junto a su equipo de trabajo, ha estado estudiando los análisis de sangre «ABtest40» y «ABtest42», para medir cantidades muy pequeñas de estos péptidos en la sangre. «El estudio ha demostrado que nuestras pruebas para beta-amiloide en sangre encuentran un alto grado de asociación entre los niveles de péptido y de la enfermedad cuando se comparan personas sanas e individuos con deterioro cognitivo leve», señala este experto.

«Mediante la medición de tres niveles diferentes en la sangre, libres en el plasma, con destino a los componentes del plasma y unidos a las células de sangre, de dos de los péptidos más importantes, beta-amiloide 40 y beta-amiloide 42, en comparación con las proporciones de los niveles con los métodos diagnósticos establecidos, hemos sido capaces de mostrar constantemente una relación entre los niveles de beta-amiloide y la enfermedad. Esto significa que se está más cerca de tener un biomarcador fiable y mínimamente invasivo para la enfermedad de Alzheimer», comenta el profesor Sarasa

Noticias relacionadas

¿Quieres comentar la noticia?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*